Mi nombre es Daniel Altendorff, actualmente resido en Nürnberg (Alemania) aunque nací en la Patagonia Argentina un 9 de agosto de 1971. La particularidad de que mi padre sea de origen alemán y mi madre descendiente de italianos, me aporto una visión más amplia y cercana del mundo, como también un sentimiento de pertenencia global. En cierta medida esto me impulso a viajar, hasta ahora he vivido en 3 países diferentes.

Mis primeros 27 años lo pasé en Argentina, luego viví 18 años en España y el resto de años los llevo viviendo en Alemania.

Profesionalmente me formé en un principio como Osteópata, y después de ejercer durante algunos años sentía que mi profesión no me llenaba, si bien me gustaba, para mí era “como una obligación” el ir a trabajar cada día, el trabajo que realizaba en si no me disgustaba, aunque tampoco “me encantaba” y la verdad que en el fondo iba atisbando un sentimiento de que “algo me faltaba”.

Fue entonces cuando, durante un proceso de terapia me di cuenta que para sentirme pleno debía redireccionar mi vida. Retomé contacto con los temas que siempre me habían interesado, las relaciones humanas, la forma en que nos comunicamos y la psicología. Entonces hice la firme decisión de formarme debidamente en ello, algo que hice tanto en Argentina como en España.

Después de varios años de mi ejercicio profesional como Terapeuta y Coach (desde 1999) sigo tan ilusionado o más que en mis comienzos; mi profesión se ha transformado, no solo en mi medio de vida, sino en mi filosofía, en mi manera de entenderme, de entender al otro, al mundo y las relaciones humanas.

Siento que mi trabajo es mi pasión. Para mí es un disfrute, es también una forma de crecer y aprender cada día. Entiendo el contacto y la relación con mis clientes como un vínculo sagrado, en donde ellos me eligen para un proceso terapéutico, y yo puedo ver y presenciar el “acontecimiento mágico” en el cual una persona, o bien resuelve el problema por el cual acudió en busca de mis servicios y su vida cambia, o realiza un proceso de transformación profunda y se transforma en una persona completamente plena y satisfecha de ser quién es de verdad.

Mi principal empeño como un profesional en el acompañamiento terapéutico, será crear un clima de confianza, respeto y seguridad para que puedas involucrarte en tu proceso de cambio y/o transformación que decidas, brindándote toda mi experiencia profesional para que puedas, al fin, alcanzar tu estado deseado.


La postura de quién vive su Vida consciente del Camino que transita, es decir :

“Si a la Vida". Enfrentar.
Para eso estoy aquí, para ayudarte a Enfrentar, para que aprendas que aún hasta lo más duro, se puede transformar en inspiración, motivación y una brújula en este viaje único y maravilloso que es tu vida, y de la cual eres unic@ y autenéntic@ protagonista.

Si quieres que te ayude en éste proceso:​